Viernes 3 de Diciembre de 2021

LOCALES

22 de junio de 2019

La Municipalidad, mientras evalúa si se presentará como oferente, formaliza pedido de prórroga de la licitación de concesión del Cotecar

El intendente de Libres, Martín Ascúa, funcionarios de su gabinete y representantes del grupo de autoconvocados se reunieron ayer para continuar dialogando sobre los pasos a seguir para tratar de garantizar los puestos de trabajo en el Complejo Terminal de Cargas (Cotecar) del Centro de Frontera, considerando que está en proceso de licitación la concesión de dicha entidad.

“El Municipio terminó de redactar el escrito a través del cual solicitan que se prorrogue por 60 días el plazo fijado para la aceptación de los pliegos. Ellos enviarían el pedido por correo electrónico y nosotros el lunes remitiremos las documentaciones correspondientes”, comentó a El Litoral uno de los integrantes del grupo de autoconvocados, Julio Yardín. 
El pedido responde a que, de acuerdo a los términos estipulados, el próximo viernes 28 es el último día en que los oferentes podrán presentarse en la licitación para la concesión del Cotecar.
Es decir que, en caso de que decidiera presentarse, la Comuna tendría menos de una semana para cumplir con todos los requisitos fijados en los pliegos. Sobre esto, Ascúa expresó a El Litoral que “está trabajando el equipo legal y técnico del Municipio para determinar si estamos en condiciones jurídicas y económicas de presentarnos como potenciales concesionarios del Cotecar”. Luego añadió que “también hay empresas locales que podrían ser oferentes, pero necesitamos más tiempo para poder dialogar con ellas”.
“Se están analizando distintas alternativas, pero todas tienen un solo objetivo: garantizar los puestos de trabajo de quienes en la actualidad están prestando servicios en distintas áreas”, destacó el Jefe comunal libreño.
En este contexto, Yardín también coincidió con el Municipio en que se están evaluando distintas opciones para que -independientemente de quién administre el Cotecar- los actuales trabajadores conserven sus puestos.

COMPARTIR: