Miércoles 20 de Octubre de 2021

SALUD

30 de abril de 2020

La familia abandonada en la ruta demandará al Municipio de Paso de los Libres

Tras la odisea vivida para llegar a Posadas y el abandono que recibieron de parte de los funcionarios, la familia prepara su estrategia legal con un abogado libreño.

Darío Salcito, padre de la familia abandonada en la ruta que une Paso de los Libres con Posadas el pasado viernes en plena madrugada, dialogó con LT7 Corrientes y contó parte de la odisea vivida, como se enteraron de las palabras de la funcionaria Iris Romero, quien pidió al chofer que los dejara abandonados a cambio de un kilo y medio de achuras, y cómo encararán legalmente el problema.

 

MÁS INFORMACIÓN: Paso de los Libres: denuncian que la intendencia abandonó en la ruta a una familia con cuatro criaturas

 

La familia, compuesta por seis integrantes (padre, madre y cuatro hijos de 2, 6, 8 y 13 años), había estado viviendo en Brasil desde el año pasado por motivos laborales. Cómo ambos se dedican al turismo, al recrudecer la pandemia sus opciones laborales disminuyeron y decidieron volver a la Argentina, más puntualmente a Posadas, de donde son oriundos.

"Estábamos en Florianópolis desde noviembre trabajando. Acá me quedé sin trabajo y no conseguía, y en ese momento nos ofrecieron trabajo allá, y fuimos. Fue la opción para darle de comer a mis hijos que teníamos. Mi mujer trabajaba de cocinera y yo como asistente en la playa", contó.

Tras pasar la frontera llegaron a Paso de los Libres el 8 de abril. Mientras esperaban que les informen dónde deberían esperar y hacer la cuarentena antes de seguir camino, su hija de 6 años levantó fiebre. Ellos avisaron lo que ocurría y la menor fue atendida y analizada en el Hospital San José, de la localidad.

Luego de exámenes y revisiones, le informaron a la familia que la menor tenía una infección urinaria y que debía recibir tratamientos con antibióticos. Las medicinas se las suministraron, durante el tiempo que estuvieron en Libres, en el hotel en el que estaban hospedados, en las afueras de la localidad.

Con respecto a la atención, tanto del hotel como del hospital, Darío no tiene más que palabras de agradecimiento.

"No me va a alcanzar la vida para agradecerle a esa gente. Cuando no tuvimos ningún tipo de ayuda, fueron ellos los que nos dieron una mano", comentó.

Sin embargo, no puede decir lo mismo de los funcionarios y agentes municipales. "La gente de la municipalidad venía todo el tiempo preguntando cuándo nos íbamos. Nos querían mandar a Buenos Aires en el colectivo, pese al estado de mi hija, que estaba con las defensas bajas", contó.

Sobre la noche en que fueron abandonados, contó que la salida se hizo de apuro y los hijos estaban sin cenar. Más temprano una persona del municipio les había ofrecido transporte hasta Posadas, a cambio de 6 mil pesos para el combustible. Todo el dinero que poseía la familia en ese momento estaba en la cuenta bancaria de Darío, que solo podía pagar con débito. No llegaban a completar los 6 mil, pero la persona que los contactó les dijo que no había problema.

En un momento de la noche los hicieron salir y subir al transporte, los niños aún no habían cenado, pero había premura por sacarlos y no les quedó mucha opción. Contaban con que al llegar a Posadas, un par de horas después, les darían de comer a sus hijos. Sin embargo, todo se complicó.

No pudieron ingresar a Posadas porque en los DNI de la familia aun figuraba su domicilio en Buenos Aires, a donde estaban viviendo antes de ir para Florianópolis. Por protocolo, no los podían dejar pasar, ya que la entrada era sólo para personas con residencia en la provincia.

Allí comenzó la odisea mayor, ya que fue en ese momento, tras que el chofer comunicara la situación a la secretaria de Salud de Paso de los Libres, Iris Romero, que comenzaron las negativas a que regresaran.

Darío contó que llegaron a comunicarse con el gerente del hotel, que no tuvo problemas en volver a recibirlos, incluso dispensándoles del pago de la noche, ya que conocía la situación dificil en la que estaban. 

Pero no podían volver, ya que la funcionaria comenzó a presionar al chofer para que los dejara en la ruta. Estando en la combi, se escuchó en alta voz el mensaje de Iris Romero en el que le decía al chofer que el pago por abandonarlos serían achuras. 

Al darse cuenta de lo que iba a ocurrir, aprovecharon una distracción del chofer para sacarle el celular y copiar los audios de la funcionaria. Era la única manera de probar lo que les estaba pasando.

Pese a las presiones, el chofer intentó dejarlos cerca de un control. Finalmente, quedaron a dos kilómetros del más cercano, de noche, con los chicos sin comer y una de ellas enferma, sin dinero y sin comunicación. Debieron caminar con las valijas a cuestas, hasta que consiguieron asistencia de las fuerzas de seguridad.

 

Demanda al municipio

"Es una desición tomada", aseguró Darío. "Estoy en conversación con un abogado de Libres. Le hice el relato completo de lo que pasó y él dijo que iba a analizar bien todo para ver en que figura legal encuadrar la denuncia", agregó.

"La denuncia va a ser contra la Intendencia, el vice intendente, el secretario de Gobierno y la secretaria de Salud", detalló sobre sus intenciones.

"Lo que más me duele es que la gente de Paso de los Libres, que son muy buenos, trabajadores y humildes, esten en manos de esta clase de funcionarios. Porque el día de mañana, si la gente de libres tiene problemas, estas personas van a tratar de sacarse el problema de encima, no de ayudarlos", reflexionó finalmente.

COMPARTIR: