Miércoles 14 de Abril de 2021

Hoy es Miércoles 14 de Abril de 2021 y son las 06:07 ULTIMOS TITULOS:

GENDARMERIA NACIONAL

13 de diciembre de 2020

Fraude con la quiniela, sospechan que superaría los $30 millones

La maniobra fraudulenta consistía en generar bole­tas premiadas de la Quiniela Correntina después que se conocían los números gana­dores.

Las máquinas manipu­ladas creaban apuestas y generaban un comprobante con un horario anterior al del sorteo. Cumplido esto, se cargaba la información en la base de datos de Lotería Correntina y al día siguiente aparecía un apostador con la boleta ganadora y recla­maba el premio.

En estas acciones ha­brían utilizado al menos 15 máquinas de apuestas, distribuidas en la ciudad de Corrientes y el interior co­rrentino.

Lo que se trata de com­probar es la hipótesis de que los premios entregados fue­ron a partir de boletas ge­neradas por un mismo lote de máquinas en un tiempo determinado.

Cada vendedor cuenta con un aparato que regis­tra el número elegido por el cliente, el monto de su apuesta, la fecha y la hora del sorteo. 

Debido a que cada máqui­na tiene un código único, se puede determinar quién re­gistró la apuesta.

Este código queda impre­so en el comprobante del juego realizado que se lleva el apostador. En caso de sa­lir sorteado, ese papel es el único válido para reclamar el premio. 

Pero la casa vendedora debe volcar al sistema cen­tral las apuestas realizadas media hora antes del sor­teo. Es por ello que las má­quinas están programadas para bloquear la emisión de apuestas en horarios deter­minados, así se imposibilita que se realicen apuestas con números de sorteos anterio­res.

Es por ello que se inves­tiga si en algunas agencias tenían máquinas manipula­das que permitían realizar apuestas con fechas y hora­rios adulterados.s

El Ministerio Público Fis­cal informó que “no existen imputados” en la investiga­ción por posibles fraudes a Lotería Correntina, pero se sospecha que estarían invo­lucrados funcionarios de la firma estatal y, posiblemen­te, de la empresa proveedo­ra de servicios tecnológicos para el registro de apuestas.

La estafa a Lotería Co­rrentina habría sido de unos $30.000.000 y se perpetró al menos durante los últi­mos dos años.

El dinero es rastreado en el marco de una investiga­ción que desarrolla Gusta­vo Roubineau, titular de la Fiscalía de Instrucción Nº 6 de Corrientes, sobre la base de una denuncia recibida el año pasado por un particu­lar.

La sospecha es que se manipularon máquinas de quinielas para que puedan generarse boletas en un ho­rario posterior a los sorteos. De esta forma se habrían realizado apuestas con los resultados confirmados.

Luego, con los compro­bantes manipulados, se re­clamaban premios millona­rios varias veces al mes.

La hipótesis es que en estas maniobras habrían intervenido funcionarios de Lotería de Corrientes, de una empresa estatal de Río Negro y una firma privada de aquella provincia.

Estas dos intervienen en la provisión a Lotería Co­rrentina de las máquinas y la tecnología necesaria para que se registren las apuestas en soporte digital.

Es por ello que el viernes se hizo un allanamiento en Bariloche, donde se halla la oficina de la firma rionegri­na.

REFLEJOS RÁPIDOS

La incursión de los efec­tivos de la Gendarmería Nacional Argentina llevó cuatro horas. Incautaron documentos y soporte in­formático que podría estar relacionado con el manejo fraudulento del sistema de las máquinas de apuestas utilizadas para la Quiniela Correntina. 

La presencia de los nume­rarios de la fuerza de seguri­dad causó revuelo en aque­lla provincia patagónica y, culminado el operativo, el gobierno de Río Negro sacó un comunicado, como un acto reflejo para evitar que se ponga en dudas el proceder de los funcionarios de la provincia adminis­trada por Alberto Weretilneck, prin­cipal referente de la alianza Juntos Somos Río Negro. 

“El operativo realizado hoy (por el viernes) por Gendarmería en las ofici­nas de la empresa Altec en San Carlos de Bariloche está relacionado a una causa iniciada en Corrientes, en contra de la Lotería de esa provincia”, dice el texto pu­blicado en la página oficial del gobierno de Río Negro.

Allí explica que “la inves­tigación llevada a cabo en la causa llegó hasta la sede de Bariloche por la asocia­ción que la empresa estatal rionegrina tiene con una compañía que brinda servi­cios de desarrollo de tecno­logía”.

Sostuvieron que “ambas empresas están asociadas hace más de 20 años con un acuerdo marco colaborativo de trabajo. A través de esta asociación, se prestan ser­vicios a más de 10 loterías provinciales”.

Y explicaron que “los ser­vicios prestados se centra­lizan en el mantenimiento del hardware y conectividad de las máquinas utilizadas en las loterías provinciales a las que se presta el servicio”.

De esta forma el gobierno rionegrino busca desvincu­lar responsabilidades en re­lación al fraude y, de cierta forma, involucra a la firma asociada. Esta última, ade­más, presta servicios a otras entidades del Estado co­rrentino en la provisión de herramientas informáticas.

OFICINAS

El viernes, el Ministerio Público Fiscal solicitó la colaboración de los efecti­vos de la Unidad Especial de Procedimientos Judicia­les (Uesprojud) de la Agru­pación III Corrientes de la Gendarmería Nacional para bloquear del sistema informático de Lotería Co­rrentina y realizar 17 allana­mientos. Una parte de esta operación fue ejecutada en la localidad de Santa Rosa, donde los gendarmes ingre­saron a un inmueble. Allí secuestraron $2.700.000 y US$25.000, además de cin­co automóviles. 

Otras 15 intervenciones se realizaron en agencias de Quiniela de la ciudad de Co­rrientes. En esos lugares se­cuestraron teléfonos, com­putadoras, equipos para el registro de juegos de azar, además de US$53.000 y re­cibos de cobro de premios. El último allanamiento fue en la sede de una empresa de servicios informáticos de la ciudad rionegrina de Bariloche. El Ministerio Público Fiscal aclaró que no hubo detenciones ni demora de personas en los allanamientos.s

Dinero

La jueza María González Cabaña lleva adelante la tramitación de la causa caratulada “Instituto de Lote­rías y Casinos de Corrientes, por supuesta defrauda­ción” en el marco de una investigación orientada por el fiscal Gustavo Roubineau. Ella ordenó los allanamientos en los que secuestraron 78.000 dólares y 2.700.000 pesos, además de cinco autos. También incautaron teléfonos, boletas e identidad de los ganadores.

COMPARTIR: