Miércoles 8 de Diciembre de 2021

28 de octubre de 2021

Guerra en la frontera: nuevos chispazos entre Nación y Provincia

Desde Migraciones informaron que, luego de la reapertura, sólo pueden pasar 300 personas, atribuyéndole la responsabilidad del tenue goteo de tránsito fronterizo al Gobierno radical. Fue así que, desde Salud Pública, respondieron asegurando que Corrientes «garantiza capacidad operativa para los controles sanitarios dispuestos por protocolo en ese y los demás pasos que están pendientes de habilitación», lanzando por elevación un achaque a los límites internacionales aún no reactivados. Un nuevo capítulo de un enfrentamiento diplomático, caldeado por el apremio electoral.

capítulo del enfrentamiento político-institucional entre Provincia y Nación.
La chispa que esta vez encendió la mecha fue la información vertida desde Migraciones, respecto a la cantidad de personas habilitadas para pasar.
«Hasta 300 personas por día, por límite en la capacidad de testeo de la Provincia», señaló un comunicado transmitido desde el Frente de Todos.
Con ello, se generó una arremetida desde el Gobierno provincial, a través de la directora general de Epidemiología, Angelina Bobadilla (ver nota aparte), negando la información emanada desde la órbita nacional.

En comunicación con EL LIBERTADOR, el titular de Migraciones Corrientes, Ataliva Laprovitta ratificó que la cantidad permitida se debe por la capacidad de hisopado que tiene Provincia.
Se puso énfasis además en que el protocolo sanitario requiere: esquema de vacunación completo; PCR negativo en origen con 72 horas previas; rellenar la declaración jurada migratoria y prueba de antígeno al ingreso. Y desde la delegación nacional a cargo de Laprovitta remarcaron que Nación tiene capacidad para procesar más de 1.600 ingresos diarios, dejando la «mbopa» sobre la gestión radical.
La habilitación del centro de frontera se dio oficialmente este último martes 26, por la tarde noche, desde la Jefatura de Gabinete Nacional, donde se avisó a las autoridades de Migraciones de la Nación, Ministerio del Interior y al de Relaciones Exteriores y Culto, que dicho paso fronterizo en Corrientes con la República Federativa del Brasil cumplió con los protocolos sanitarios provinciales solicitados por el Gobierno nacional para ser un corredor sanitario seguro desde este miércoles 27.
Esto generó bronca en el Gobierno provincial, desde donde aseguraron que no había ninguna información oficial. Horas más tarde, se conoció la resolución rubricada por el propio Juan Manzur, jefe de Gabinete de Alberto Fernández.
De esta manera, se dio paso a un nuevo capítulo de una «guerra de frontera» entre Nación y Provincia. Y para calentar aún más el escenario, desde la órbita del Gobierno central emitieron ayer dicha especificación respecto a la capacidad de personas. A ello, le agregaron otra información, relacionada con inversión nacional en Paso de los Libres, que recibió el martes 19, un Hospital Modular, que poseen 110 metros cuadrados y consta de: dos consultorios, una sala de aislamiento, sala atención de emergencias; sala de espera, baños para hombres, para mujeres y para personas con discapacidad; cocina, área administrativa, habitación de descanso para médicos/as y enfermeros/as; acondicionadores de aire en todos los espacios. Fue durante la visita oficial del viceministro de Salud de la Nación, Arnaldo Medina, quien, junto al intendente de Paso de los Libres, Martín Ascúa; recorrieron el predio fronterizo.

«Hisopamos a 1.000 personas en
una hora sin ningún problema»

Luego de la información dada desde Migraciones, sobre el coto de 300 personas habilitadas para pasar el límite internacional entre Paso de los Libres y Uruguayana, fue la directora general de Epidemiología de la Provincia, Angelina Bobadilla la que se encargó de arremeter.
«Nosotros hisopamos a 1.000 personas en una hora sin ningún problema en toda la provincia y en este puesto fronterizo, el de Libres, el límite se ha puesto en 897 personas por día y el equipo de Salud Pública, por indicación del ministro Ricardo Cardozo, está presente y cuenta con todos los recursos», aseveró.
De esta manera, se ocupó de remarcar que la Provincia «garantiza capacidad operativa para los controles sanitarios dispuestos por protocolo en ese y los demás pasos que están pendientes de habilitación».
La funcionaria aprovechó para recordar: «Seguimos trabajando con la Nación en cuanto a la apertura de los otros puntos fronterizos solicitados: Santo Tomé, Ituzaingó y Alvear», concluyó.

Los cruces que faltan y podrían generar más pleitos

Se vuelve más que oportuno recordar que aún restan por habilitarse los pasos fronterizos de Santo Tomé-San Borja (Brasil), Ituzaingó-Ayolas (Paraguay) y, por vía náutica, el puerto Alvear-Itaquí (Brasil). Desde Provincia ya presentaron protocolo para los cuatro puntos internacionales. Y este detalle se volvió uno de los puntos de arremetida de Gustavo Valdés en sus discursos de campaña, donde lanza munición gruesa constante contra Nación. En las últimas horas, EL LIBERTADOR conoció algunos de los motivos por los cuales aún no se dan las reaperturas, las cuales podrían formalizarse en las últimas horas. Se supo que en Ituzaingó-Ayolas, aún falta presentar notas en Yacyretá y en Migraciones. En el caso de Santo Tomé y San Borjas, falta designar un médico de Sanidad de Frontera, responsabilidad que recaería en Aldo Aranda. Y en el puerto Alvear-Itaquí, falta logística dependiente de Sanidad de Frontera, desde donde en las próximas jornadas podrían dar novedades.

La Provincia no para en su apuesta desarrollista 

       
 
    Promotion Image Promotion Image Promotion Image

ÚLTIMAS NOTICIAS

  •  

    Valdés apuntala su perfil nacional con actividades en Buenos Aires

    28 de octubre de 2021
  •  

    Coronavirus en la Argentina: informaron 1.589 casos y 28 muertes

    28 de octubre de 2021
  •  

    Se inicia la Feria Internacional del Libro de Curuzú Cuatiá en modo virtual

    28 de octubre de 2021
  •  

    Dónde voto: consultá el padrón electoral para las legislativas 2021

    28 de octubre de 2021
  •  

    Universitarios presentaron un proyecto para sustituir vehículos de tracción a sangre

    28 de octubre de 2021
  • e reabrió la frontera Paso de los Libres-Uruguayana, y con ella se reactivó un nuevo capítulo del enfrentamiento político-institucional entre Provincia y Nación.
    La chispa que esta vez encendió la mecha fue la información vertida desde Migraciones, respecto a la cantidad de personas habilitadas para pasar.
    «Hasta 300 personas por día, por límite en la capacidad de testeo de la Provincia», señaló un comunicado transmitido desde el Frente de Todos.
    Con ello, se generó una arremetida desde el Gobierno provincial, a través de la directora general de Epidemiología, Angelina Bobadilla (ver nota aparte), negando la información emanada desde la órbita nacional.

    En comunicación con EL LIBERTADOR, el titular de Migraciones Corrientes, Ataliva Laprovitta ratificó que la cantidad permitida se debe por la capacidad de hisopado que tiene Provincia.
    Se puso énfasis además en que el protocolo sanitario requiere: esquema de vacunación completo; PCR negativo en origen con 72 horas previas; rellenar la declaración jurada migratoria y prueba de antígeno al ingreso. Y desde la delegación nacional a cargo de Laprovitta remarcaron que Nación tiene capacidad para procesar más de 1.600 ingresos diarios, dejando la «mbopa» sobre la gestión radical.
    La habilitación del centro de frontera se dio oficialmente este último martes 26, por la tarde noche, desde la Jefatura de Gabinete Nacional, donde se avisó a las autoridades de Migraciones de la Nación, Ministerio del Interior y al de Relaciones Exteriores y Culto, que dicho paso fronterizo en Corrientes con la República Federativa del Brasil cumplió con los protocolos sanitarios provinciales solicitados por el Gobierno nacional para ser un corredor sanitario seguro desde este miércoles 27.
    Esto generó bronca en el Gobierno provincial, desde donde aseguraron que no había ninguna información oficial. Horas más tarde, se conoció la resolución rubricada por el propio Juan Manzur, jefe de Gabinete de Alberto Fernández.
    De esta manera, se dio paso a un nuevo capítulo de una «guerra de frontera» entre Nación y Provincia. Y para calentar aún más el escenario, desde la órbita del Gobierno central emitieron ayer dicha especificación respecto a la capacidad de personas. A ello, le agregaron otra información, relacionada con inversión nacional en Paso de los Libres, que recibió el martes 19, un Hospital Modular, que poseen 110 metros cuadrados y consta de: dos consultorios, una sala de aislamiento, sala atención de emergencias; sala de espera, baños para hombres, para mujeres y para personas con discapacidad; cocina, área administrativa, habitación de descanso para médicos/as y enfermeros/as; acondicionadores de aire en todos los espacios. Fue durante la visita oficial del viceministro de Salud de la Nación, Arnaldo Medina, quien, junto al intendente de Paso de los Libres, Martín Ascúa; recorrieron el predio fronterizo.

    «Hisopamos a 1.000 personas en
    una hora sin ningún problema»

    Luego de la información dada desde Migraciones, sobre el coto de 300 personas habilitadas para pasar el límite internacional entre Paso de los Libres y Uruguayana, fue la directora general de Epidemiología de la Provincia, Angelina Bobadilla la que se encargó de arremeter.
    «Nosotros hisopamos a 1.000 personas en una hora sin ningún problema en toda la provincia y en este puesto fronterizo, el de Libres, el límite se ha puesto en 897 personas por día y el equipo de Salud Pública, por indicación del ministro Ricardo Cardozo, está presente y cuenta con todos los recursos», aseveró.
    De esta manera, se ocupó de remarcar que la Provincia «garantiza capacidad operativa para los controles sanitarios dispuestos por protocolo en ese y los demás pasos que están pendientes de habilitación».
    La funcionaria aprovechó para recordar: «Seguimos trabajando con la Nación en cuanto a la apertura de los otros puntos fronterizos solicitados: Santo Tomé, Ituzaingó y Alvear», concluyó.

    Los cruces que faltan y podrían generar más pleitos

    Se vuelve más que oportuno recordar que aún restan por habilitarse los pasos fronterizos de Santo Tomé-San Borja (Brasil), Ituzaingó-Ayolas (Paraguay) y, por vía náutica, el puerto Alvear-Itaquí (Brasil). Desde Provincia ya presentaron protocolo para los cuatro puntos internacionales. Y este detalle se volvió uno de los puntos de arremetida de Gustavo Valdés en sus discursos de campaña, donde lanza munición gruesa constante contra Nación. En las últimas horas, EL LIBERTADOR conoció algunos de los motivos por los cuales aún no se dan las reaperturas, las cuales podrían formalizarse en las últimas horas. Se supo que en Ituzaingó-Ayolas, aún falta presentar notas en Yacyretá y en Migraciones. En el caso de Santo Tomé y San Borjas, falta designar un médico de Sanidad de Frontera, responsabilidad que recaería en Aldo Aranda. Y en el puerto Alvear-Itaquí, falta logística dependiente de Sanidad de Frontera, desde donde en las próximas jornadas podrían dar novedades.

    .

     
    Noticia Anterior
    Las zonas rojas del abigeato
    Siguiente Noticia
    La Provincia no para en su apuesta desarrollista
    Promotion Image      
     
      Promotion Image Promotion Image Promotion Image

    ÚLTIMAS NOTICIAS

COMPARTIR: